Bolivia militarizará río que disputa con Chile, tras acusar a empresa colombiana de estar explotándolo
Share this on

Bolivia militarizará río que disputa con Chile, tras acusar a empresa colombiana de estar explotándolo

El presidente boliviano Evo Morales aseguró que “los mejores profesionales militares que conocen sobre el Silala se van a plegar a la comisión de esta gestión del Gobierno,” refiriéndose a la tarea de estudio y defensa del río Silala, de acuerdo con la agencia Sputnik.

Se trata de un anuncio que viene a complementar la intención del gobierno boliviano de presentar un nuevo reclamo ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, por lo que considera un uso ilegal y abusivo del recurso hídrico por parte de Chile.

En ese tribunal también reposa el diferendo limítrofe entre ambos países en el que Bolivia exige negociar una salida al mar pacífico.

Morales acusó de paso a la compañía colombiana Empresas Públicas de Medellín (EPM) de estar explotándolo para mineras en el país de la estrella solitaria.

La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, anunció por su parte una contrademanda tras haberse agotado las instacias de diálogo bilateral entre ambos países, indicó La Razón de Bolivia.

EPM, expidió un escueto comunicado explicando que su filial en Chile, Aguas Antofagasta (ADASA) no utiliza las aguas del Silala, o Siloli como se conoce en el país austral, ni mucho menos tiene “derechos de aprovechamiento de aguas sobre el mismo”.

“El agua potable que ofrece Aguas Antofagasta proviene en su totalidad de aguas de nuestra planta desalinizadora y de otros afluentes cordilleranos que no consideran el río Silala,” argumentó EPM, asegurando de paso que su actividad se encuentra completamente regulada por las autoridades competentes.

La agencia rusa detalla que el Silala está compuesto por 94 manantiales que nacen en Bolivia y desembocan en la región de Antofagasta, en Chile.

“Una empresa de ferrocarriles chilena pidió permiso en 1908 a la Prefectura de Potosí para usar las aguas manantiales, concesión que fue revocada y que es expuesta como una de las pruebas que demuestran la propiedad,” explica La Razón.