Más que réplicas, Ecuador sigue experimentando nuevos sismos
Share this on

Más que réplicas, Ecuador sigue experimentando nuevos sismos

Aunque en el argot geológico se denomina como réplicas, debido a que tienen una magnitud menor que el sismo al que suceden, lo que ese país viene experimentando son nuevos terremotos.

A comparación del sábado pasado pueden parecer inofensivos, pero demuestran que todavía hay una considerable actividad tectónica bajo suelo ecuatoriano.

Los dos últimos sucedieron en la madrugada de este miércoles, con epicentro costa afuera pero igualmente percibidos en las provincias de Esmeraldas, Manabí, Santo Domingo de los Tsáchilas, Imbabura y hasta Quito y Guayaquil.

De acuerdo con el Informe Sísmico Especial N.14 del Instituto Geofísico ecuatoriano, el primero hacia las 3:33, de 6,1 grados sobre la escala de Richter, el cual dio paso a otro de 6,3 apenas 2 minutos después.

Terremotos-Miércoles-20

Imagen: Instituto Geofísico Ecuatoriano

Se trata de las réplicas más fuertes hasta el momento, lo que las podría elevar a la categoría de nuevos terremotos. Desde el evento del sábado, que alcanzó una magnitud de 7,8 grados, se han venido presentando al menos 541 réplicas de diferentes magnitudes, de acuerdo con datos del Instituto recopilados hasta las 9 de la mañana del miércoles.

El otro remezón de considerable magnitud ocurrió el domingo a las 2:13 de la madrugada, apenas unas 7 horas después del más fuerte, con una magnitud de 6,1. Luego, en la tarde de este martes, hacia las 5:22, se presentó una segunda de 5,9 con epicentro en la provincia de Esmeraldas.

Tan solo en la mañana del miércoles se habrían presentado 31 réplicas, indicó El Comercio.

El instituto explicó que “es probable que durante las siguientes semanas se continúen registrando réplicas, la mayoría de las cuales presentarían magnitudes pequeñas (entre 3.5 y 5.0) y en algunos casos pueden llegar a tener magnitudes superiores a 6.0”.

Esto se debe, señalaron, a que el terremoto ocasiona una ruptura que, a mayor intensidad del mismo, más tarda y más se siente en forma de nuevos temblores cuando se está ajustando, lo cual podría tardar incluso semanas.

Ver también:

Reconstruir Ecuador costaría hasta 3 puntos de su PIB