Pablo Neruda fue enterrado por cuarta vez y su muerte sigue sin aclararse
Share this on

Pablo Neruda fue enterrado por cuarta vez y su muerte sigue sin aclararse

El cuerpo del poeta chileno había sido exhumado por tercera vez hace tres años con el fin de practicarle nuevas pruebas para determinar si la causa de su muerte había sido un hipotético envenenamiento.

Mario Carroza, el juez que se ocupa de la causa, ordenó que esta vez se guardaran muestras para evitar tener que forzar una cuarta exhumación para tratar de esclarecer si Neruda fue envenenado en la Clínica Santa María, donde se encontraba interno en 1973 recibiendo tratamiento contra el cáncer, apenas pocos días después del golpe de estado, detalló el diario La Nación.

Las dudas surgieron después de que Manuel Araya, su chofer y asistente personal, declarara en 2011 que unas horas antes de morir, el poeta había sido inoculado en el pecho con una inyección, indica Los Andes.

Luego se hallaron muestras de estafilococo dorado en el cadáver exhumado en 2013, las cuales están bajo análisis de laboratorios de Estados Unidos, España, Noruega, Dinamarca y Canadá, tratando de establecer “si esa bacteria -altamente infecciosa- era como las que preparaba Eugenio Berríos, químico de la temida policía secreta de Pinochet”, agrega ese medio.

Neruda murió exactamente 12 días después de la toma del poder por parte de Augusto Pinochet, en el episodio en que el presidente Salvador Allende se suicidó en el palacio de gobierno. El mandatario y el poeta habían sido amigos cercanos.

Los Andes también detalla que su cadáver fue exhumado por primera vez tras el primer año de su muerte, para volver a descansar en el mismo lugar.

Luego, en 1992, el presidente Patricio Aylwin lo trasladó a la Isla Negra, el lugar de inspiración de la mayoría de sus más grandes obras, en donde permaneció hasta 2013 y a donde recién volvió este martes, esperando permanecer por fin allí.

Ver también:

Experts to begin probe into Neruda’s death