¿Qué está pasando realmente con el precio de la coca en Perú?
Share this on

¿Qué está pasando realmente con el precio de la coca en Perú?

El Valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem) es una zona de belleza natural.

Lamentablemente es también conocida como una de las zonas más pobres del país y  incluso es la mayor cuenca de producción de coca en el Perú, motivo por el cual se ha convertido en una zona militarizada con enfrentamientos violentos entre las autoridades y cocaleros sucediendo con más frecuencia.

Según las declaraciones del gobierno, este año los pobladores del Vraem tendrán que enfrentar una nueva amenaza: una caída drástica en el precio de la coca y sus productos derivados.

En estas fechas el año pasado se pagaba USD$900 por un kilo de pasta básica de cocaína y USD$1200 por kilo de clorhidrato de cocaína. El cultivador recibiría aproximadamente USD$50 por 11.5 kg de arroba de coca.

Hoy en día, según declaraciones hecho por Alberto Otorola el jefe de la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (DEVIDA), por la misma cantidad de arroba, un cultivador recibiría solo la mitad de dinero.

“Por primera vez en 15 años, el precio de la hoja de coca, insumo clave para la elaboración de cocaína, cayó de USD$50 la arroba (unos 11,3 kg) a 26 dólares” afirmó Otorola en entrevista con la AFP.

Acompañando este bajón en arroba están caídas en los productos derivados de coca. Según DEVIDA, actualmente la pasta básica costará USD$600 y el clorhidrato de cocaína sólo USD$900 por kilo.

En una zona en donde se dice “Si no fuera por la cocaína, no hubiera comida” significaría un golpe fuerte a la economía de la población.

¿A qué se debe esta caída?

Las autoridades están convencidas que la caída del precio se debe a las fuertes medidas de interdicción que han entrado en vigencia desde el inicio del año pasado.

En particular, una ley que se aplicó en Enero la cual permite el derribamiento de las “narcoavionetas” que llevan drogas a la frontera. En su momento más cumbre hacían cuatro vuelos al día.

“La caída del precio de la cocaína tiene una explicación: la interdicción aérea ha sido altamente disuasiva, la impunidad de las ‘narcoavionetas’ se acabó”, afirmó Otorola.

Sin embargo, en medio de los anuncios triunfalistas del gobierno hay voces disidentes que cuestionan la narrativa dominante.

“La verdad, no hay estadísticas creíbles, si realmente fuera más difícil que el cocalero siembre la coca, esto empezaría a convertirse en una escasez, el cual se vería reflejado en el alza de los precios. Me parece toda una propaganda hecho por el gobierno para justificar su política” aseveró, Julio González un consultor de seguridad en Lima.

“Si el precio está cayendo, ésta es evidencia clara que la producción de coca está más fuerte que nunca” continuó.

La coca y la minería ilegal

Es una teoría sustentado por expertos quienes observan el vínculo intimo que tiene el precio de coca con la actividad de minería ilegal en Perú. En recientes años la minería ilegal ha sido vista como una alternativa menos riesgosa y más rentable que la coca para invertir recursos y ganar plata, cosa que resultó en muchos cultivadores dejando voluntariamente de lado la siembra de coca.

A pesar de las medidas tomadas en la lucha contra el narcotráfico, irónicamente, tras las fuertes acciones tomado por el gobierno contra la minería ilegal que son más fuertes aun. La coca se ha vuelto una vez más la opción más atractiva para la gente en la región buscando una salida de la pobreza.

De hecho, cuando Latín Correspondent habló con los cultivadores en la zona del río Huallaga en Tingo María, negaron tener conocimiento de la caída en el precio de cocaína o que las medidas tomadas por el gobierno y Policía Nacional habrían hecho que las condiciones sean más difíciles para realizar el cultivo.

“No me hagas reír” dijo “Juan” un cultivador de la región. “Se lleva la coca en avión hasta Bolivia para convertirla en polvo, pero el avión no es la única manera de moverla y en todo caso hay laboratorios acá donde se puede hacer el proceso. De repente pueda ser que algunos cocaleros quieran deshacerse de su producto, pero en ningún lado vas a encontrar un kilo de cocaína por menos de USD$1000”.

Queda en la espera si la caída del precio significaría una tendencia más que temporal y si el precio de la cocaína en los mercados destinarios de Europa y Estados Unidos también caerá de sus máximos históricos.

Es pensado que dos tercios del precio de la cocaína se consiste en una prima agregada por riesgos tomados por los traficantes moviendo la cocaína más arriba en la cadena de suministro.

Ver más:

Peru destroyed more than 31,000 hectares of coca in 2014