Violencia en el triángulo norte centroamericano dispara migración hacia EE.UU.
Share this on

Violencia en el triángulo norte centroamericano dispara migración hacia EE.UU.

Los países que conforman el llamado triángulo norte centroamericano, Honduras, El Salvador, Guatemala y Belize, alertaron ante la Organización de Estados Americanos (OEA) que la creciente emigración hacia los Estados Unidos no tendrá solución inmediata.

El tema salió a relucir en el foro Migración y Desarrollo de las Américas, en donde el canciller salvadoreño Hugo Martínez propuso un modelo sostenible en el tiempo para paliar la situación que ha venido empeorando  a causa de la violencia rampante en la región.

Le puede interesar: Panamá y México acuerdan acciones para dar solución a los migrantes cubanos varados en Centroamérica.

De acuerdo con La Prensa Gráfica, el Plan Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte tomaría unos 15 años en dar soluciones de fondo; “Buscamos que las acciones irradien hacia la región centroamericana, en ese mismo contexto queremos tomar decisiones a nivel continental”, señaló Martínez.

Asimismo, se busca que los miembros del Sistema de Integración Centroamericano (SICA) actúen de forma mancomunada para acabar con los diversos factores que generan el desplazamiento, principalmente en menores de edad.

Así lo soporta un informe del Council on Foreign Relations (CFR), el cual establece que un 10 por ciento de los 30 millones de personas que componen la población se ha movido a los Estados Unidos. Una gran parte de ellos son menores no acompañados, que se habrían movilizado en cantidad de unos 100 mil entre octubre de 2013 y julio de 2015.

El informe señala que la violencia en la región ha sido el principal detonador del desplazamiento. Siendo El Salvador, por ejemplo, es uno de los países más violentos del mundo sin estar en guerra, y es la muestra del profundo impacto que ha dejado la violencia en la región. Los índices de homicidios en el triángulo por cada 100 mil habitantes hablan por sí solos:

 

Imagen: Council on Foreign Relations

Imagen: Council on Foreign Relations

De acuerdo con el CFR, tres son los factores que impulsan el auge de la violencia en esos países: la proliferación de pandillas y bandas criminales, el uso del territorio como corredor para el narcotráfico y además los altos índices de impunidad, que también han permitido que la violencia perdure con el tiempo y alcance niveles aún peores que los vistos durante las dictaduras centroamericanas.

Las medidas además no han alcanzado el problema de fondo y, por el contrario, le han dado aliento al problema con el agravante de la corrupción.

Le puede interesar: El Salvador está perdiendo la guerra que le declaró a las bandas criminales.

Datos del Instituto Mexicano de Doctrina Social Cristiana (IMDOSOC) y el Instituto de Investigaciones Jurídicas (IIJUNAM) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) indican que el fenómeno también ha sido evidente en ese país, en donde las cifras indican que la migración intantil creció en un 237 por ciento en los primeros ocho meses del 2015, tal como lo revela El Sol de México.

“El número de casos de niños, niñas y adolescentes migrantes presentados ante las autoridades migratorias mexicanas pasó de 4,160, en 2001, a 9,630, en 2013. Pero entre enero y agosto de 2015, hubo un incremento excepcional que llegó a 22,864 registros, más del 237 por ciento”

Ver más:

Cuba and the ongoing Central American immigration crisis