Intervención de la FIFA y hasta una supuesta bomba enmarcan crisis del fútbol argentino
Share this on

Intervención de la FIFA y hasta una supuesta bomba enmarcan crisis del fútbol argentino

Mientras la Comisión de Regularización de la FIFA nombró al secretario Damián Dupiellet en la presidencia interina del ente rector del fútbol argentino, el presidente Luis Segura realizó una conferencia de prensa en la cual manifestó que estaría al frente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) hasta el 30 de junio. Ante tal situación, el exdirigente se presentó este lunes en las instalaciones para reunirse con el comité Ejecutivo, pero debido a una llamado de alerta por una supuesta bomba en el lugar tuvieron que desalojar la sede.

Y es que la AFA no se encuentra en su mejor momento. El procesamiento de Segura por “desvío de fondos públicos” solo agravó la decisión de la Federación Internacional del Futbol Asociado (FIFA) de separarlo de su cargo, y la manifestación de la jueza Federal María Servini de desconocer la misma son algunos de los hechos que tienen en alerta a la institución.

Según el diario Infobae, la jueza Servini tomó esa medida al considerar la resolución de los dirigentes de la FIFA “como una intromisión indebida”, que podría afectar la investigación que atraviesa la entidad deportiva. Asimismo, en diálogo con ese medio el ex juez y veedor Alberto Piotti, manifestó: “A nadie le gusta enterarse por una pantalla de TV que se nombra a un presidente interino. Si hubiese sido al revés, en Suiza no se quedarían con los brazos cruzados”.

No obstante, según informó el diario Clarín, Segura decidió hacerse a un lado y presentar su renuncia a través de “un escrito ante autoridades administrativas” en donde aclaró que “no volverá más” a la sede de Viamonte 1366”. De modo tal, que la participación del fútbol argentino en las competencias internacionales dependerá de la audiencia solicitada para el jueves 15 de julio, por la Juez Servini de Cubría. A la misma fueron convocados miembros de la secretaria de la Presidencia de la Nación, la Inspección General de Justicia y representantes de la AFA y la FIFA.

La justicia argentina está interesada en avanzar en la investigación por el desvío de fondos públicos, y considera que el dictamen de la FIFA podría entorpecer el camino. Por tal motivo, en caso de que la AFA acate la decisión de la FIFA, la magistrada advirtió que intervendría el organismo. A su vez, para la FIFA el desacato podría derivar en una dura sanción, la desafiliación de los torneos oficiales a nivel internacional.

Segura, es investigado por el desvío de más de dos millones de dólares destinados al programa ‘Fútbol para Todos’ junto con Gabriel Mariotto, ex coordinador de FPT y los ex jefes de Gabinete Aníbal Fernandez, Jorge Capitanich y Juan Manuel Abal Medina. El dinero presuntamente fue entregado a la ONG ‘El futbolista’, por medio de aportes.

Por el momento resta esperar a que la FIFA acceda a la convocatoria de la jueza Servini, quien manifestó su intención de respetar los estatutos de dicha organización e intentar llegar a un acuerdo que beneficie a ambas partes. Según ese medio, “la versión de la desafiliación para la AFA queda cada vez más lejos”.

Vea también:

Aníbal Fernández, el alto exfuncionario del kirchnerismo imputado por enriquecimiento ilícito.