OEA podría suspender a Venezuela si comprueba faltas contra la Constitución
Share this on

OEA podría suspender a Venezuela si comprueba faltas contra la Constitución

El secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, convocó a una sesión urgente del Consejo Permanente de los 34 Estados Miembros de esa organización entre el 10 y el 20 de junio próximo con el fin de discutir la “‘alteración del orden constitucional’ y cómo la misma afecta gravemente ‘el orden democrático’ de la República Bolivariana de Venezuela”.

En una misiva dirigida principalmente al presidente del Consejo Permanente, el embajador argentino ante la OEA Juan José Arcuri, Almagro legitima las denuncias formuladas por la Asamblea Nacional de Venezuela y pide que se apele a las acciones diplomáticas a las que haya lugar, y los que llama “buenos oficios”, con el fin de “promover la normalización de la institucionalidad democrática”.

En ese escenario, suspender a Venezuela de la OEA sería la consecuencia más grave pues evidenciaría que se considera que hay ilegitimidad en su gobierno. El Espectador de Colombia explica que para ello se decidirá este miércoles si se acepta discutir el tema en Consejo Permanente, para lo cual se necesitan los votos de 18 de los 34 miembros. Esto pese a que ese diario afirma que un grupo de países propenderían por una salida diplomática diferente.

Si se suscita el debate, una comisión buscaría demostrar los atentados a la Constitución; cosa que si es rechazada, podría obligar a buscar los 24 votos que convoquen a la Asamblea General Extraordinaria que estaría habilitada a sancionar a Venezuela como se tiene previsto.

La reacción de Nicolás Maduro no fue menos que contundente por lo bajo. En imágenes divulgadas por la CNN se ve cómo el mandatario llama a la organización “canalla internacional”, y denosta de la Carta Democrática Interamericana invocada por el Secretario para hacer el llamado.

“Métase su carta democrática por donde le quepa”

La cancillería de ese país respondió por una vía más diplomática pero igualmente vehemente, asegurando que “el secretario general vulnera el ordenamiento legal y constitucional de Venezuela, autoconfiriéndose poderes supranacionales”, añadiendo que su accionar es parcializado por legitimar los que llaman “sectores golpistas, violentos y antidemocráticos”, tal como cita esa misma cadena internacional.

Detrás de los calificativos, en Venezuela sostienen que la invocación del artículo 20 de la mencionada Carta solamente puede venir de un Estado, como detalla la BBC. Además, aseguran que la situación debe ser cuando hay un estado de ilegitimidad por un golpe de Estado, aunque en este caso las dudas expresadas en la invocación del Secretario sostienen que hay dudas al respecto pese a no haber golpe alguno.

Maduro también fustigó al presidente de la Asamblea, Henry Ramos Allup, por celebrar la noticia, señalándolo de haber “llamado a una intervención extranjera en los asuntos internos de Venezuela, y ha pretendido, arrogarse las relaciones internacionales del país que son exclusividad constitucional del jefe de Estado”, añade ese medio.

El reconocimiento a su reclamo no ha sido la única victoria que ha obtenido la oposición venezolana recientemente, pues antes de que cerrara el mes de mayo, los cancilleres de Argentina, Chile, Colombia y Uruguay emitieron un comunicado conjunto en el que manifiestan su apoyo al referendo revocatorio que han impulsado primero por medio de firmas y ahora ya legítimo.

En el mismo comunicado respaldaron la labor de exmandatarios de España, República Dominicana y Panamá, José Luis Rodríguez Zapatero, Leonel Fernández y Martín Torrijos, respectivamente, a quienes agradecen su gestión por procurar un diálogo entre el gobierno de Maduro y la oposición.