Choferes y autos adscritos a Uber México participaban en tráfico de migrantes
Share this on

Choferes y autos adscritos a Uber México participaban en tráfico de migrantes

La Policía de México y el Instituto Nacional de Migración (INM) detuvieron a varios vehículos adscritos a Uber mientras transitaban en caravana llevando a varios migrantes centroamericanos en carreteras del estado de Coahuila.

Medios mexicanos cruzan versiones distintas sobre el número de detenidos, aunque eso sí coinciden en que lo sucedido solamente tiene que ver con Uber en la medida en que los conductores y los vehículos trabajan con la aplicación, pero no lo estaban haciendo al momento de ser capturados ni prestaban el servicio en su nombre.

El diario Excelsior indica que fueron 10 los arrestados y cinco los vehículos adscritos inmovilizados, aunque luego añade que “de esos cinco, solo tres se encuentran registrados en la base de datos”, y que “uno de los conductores fue desactivado por otras razones hace nueve meses. Los otros dos fueron preventivamente dados de baja después de recibir el oficio antes mencionado”.

Así lo establece un comunicado, divulgado por el informativo LópezDoriga Digital, desligándose por completo de tales actividades y condenándolas de paso. “Uber México condena el tráfico de personas y reitera su disposición a colaborar con las autoridades con información pertinente al caso”, reza el documento.

Una llamada anónima que alertaba sobre las acciones de los traficantes permitió a las autoridades montar con suficiente tiempo el operativo de retén en carreteras en dirección a Zacatecas, detalló Vanguardia, que por su parte sostiene que fueron 11 los detenidos, 10 de ellos choferes y 4 de estos pertenecientes a la jurisdicción de Nuevo León, además de 7 indocumentados.

No es la primera vez que se detecta esta práctica que se escuda en el servicio de transporte de pasajeros para ‘traficar’ con los migrantes, después de que se diera un caso similar en San Luis Potosí, cuando detuvieron cinco vehículos con entre 40 y 50 extranjeros indocumentados con destino a Monterrey, tal como lo contó una fuente del INM al diario El Universal.

“La forma de operar no es nueva, pues desde hace tiempo algunos choferes, por su propia cuenta, utilizan esos vehículos para hacer negocios particulares con bandas delincuenciales”

Los choferes detallaron que les fue pagada la suma de 3 mil pesos (unos 160 dólares) para llevarlos desde San Luis hasta Monterrey, desde donde seguirían por sí solos hasta la frontera con los Estados Unidos.