Primer destituido del gobierno Macri por posible corrupción
Share this on

Primer destituido del gobierno Macri por posible corrupción

El gobierno del presidente Mauricio Macri sufrió su primer revés ya que el titular de la Dirección General de Aduana Juan José Gómez Centurión está siendo investigado por un posible caso de corrupción. Hasta que no se aclare el hecho el funcionario fue removido de su cargo por solicitud expresa del mandatario argentino.

Según La Nación, la causa que lo involucra “se basó en las sospechas de supuestos pedidos de sobornos para autorizar la importación de contenedores (“latas”, en la jerga aduanera)”. Por supuesto, el ex director aseguró que todo hace parte de un montaje en su contra y denunció que “la operación es una calumnia”.

Al parecer, un testigo anónimo se presentó en el despacho de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich acompañado por unos audios en los cuales alguien “cercano” a Gómez exige a un empresario el pago de un soborno. Esta situación se da en medio de las investigaciones que adelantaba el entonces titular de Aduana en contra de un sector de empresarios y miembros de la anterior secretaría de Inteligencia (SIDE), a quienes señala de estar involucrados en delitos de la mafia.

El portal de noticias Infobae publicó los mensajes que generaron discordia e informó que con base a la reconstrucción del contenido Gómez le indica al empresario paraguayo Carlos Oldemar Barreiro Laborda “cómo hacer operaciones de contrabando y lo autoriza a hablar en nombre suyo ante importadores y aduaneros para que no quede expuesto”. Luego asegura que “a cambio, se quedaría con 5.000 dólares por cada contenedor”.

Si bien el ex director de Aduana aseguró que los audios están adulterados y expresó su total voluntad para colaborar con la justicia, el fiscal Guillermo Marijuán resolvió en las últimas horas imputarlo para así avanzar con la demanda cuya investigación estará a cargo del juez Ariel Lijo.

“Molesté a mucha gente con muchos intereses de muchos años. Afecté a muchos intereses, pero el cable de 220 que pisé fue el vínculo del fenómeno de la efedrina, tanto de los depósitos fiscales como de Ezeiza”, afirmó el ex dirigente de la Aduana en diálogo con la Radio Nacional.

Por otro lado señaló que al asumir como director general tenía conocimiento de que estaría más expuesto y se enfrentaría a diferentes situaciones complejas como la que atraviesa ahora. En su opinión, la aduana, en especial la que opera en el Aeropuerto Internacional hace 20 años, se convirtió en una “cuna de contrabando” manejada por “viejos sectores de la ex secretaría de Inteligencia”.

Desde que inició la campaña política para las elecciones presidenciales, el movimiento Cambiemos —al cual pertenece Macri— fue reiterativo al manifestar que si llegaban a ganar los comicios se mostrarían estrictos ante cualquier hecho de corrupción que involucrase a alguno de los funcionarios públicos designados por Mauricio Macri.

Por lo anterior, si bien el despido de Gómez Centurión tomó por sorpresa a más de uno por considerarse como una decisión apresurada y más aún cuando todos los datos son tan recientes, para el propio afectado demuestra la contundencia del gobierno y la puesta en práctica de uno de los desafíos que se propuso desde que asumió la dirección de la Argentina.