Hillary Clinton no irá a México antes de las elecciones presidenciales
Share this on

Hillary Clinton no irá a México antes de las elecciones presidenciales

Hillary Clinton, candidata a la presidencia de Estados Unidos por el Partido Demócrata, anunció a comienzos de esta semana que no irá a México antes de las próximas elecciones del 8 de noviembre.

En una entrevista para el programa Good Morning America, de la cadena ABC News, y que conduce el periodista David Muir, Clinton confirmó que declinó la invitación que le hizo el presidente Enrique Peña Nieto, pues seguirá concentrándose en lo que junto con su equipo están haciendo para crear puestos de trabajo en Estados Unidos.

En el mismo programa, también se refirió a la reunión de su rival, Donald Trump, con el mandatario mexicano –realizada el 31 de agosto en el país azteca–, como un “embarazoso incidente internacional”. Ya lo había hecho días atrás durante una convención en Cincinnati, en donde dijo que “se requiere más que un esfuerzo para compensar un año de insultos e insinuaciones con efectuar una visita a nuestros vecinos durante algunas horas”, replicó El Nuevo Heraldo en su momento.

Lo cierto es que dicho encuentro sí incidió en las encuestas pues el candidato por el Partido Republicano repuntó en los últimos días. Según un sondeo publicado por CNN y realizado entre el 1 y el 4 de septiembre, justo después de la polémica visita de Trump, el portal Excelsior señaló que se recortó “significativamente la ventaja de ocho puntos de la que disfrutaba Clinton en la encuesta de julio”.

Por otro lado, algunos expertos consideran que la negativa de Clinton de no ir a México antes de las elecciones “traerá consecuencias graves” para el país azteca. Así opina el académico Martín Íñiguez, de la Universidad Autónoma de México (Unam), quien cree que el culpable es el Presidente por el mal manejo que le dio a la situación.

“Es una estrategia fallida y esto va a tener repercusiones independientemente de quién gane, porque se violentan los principios de política exterior (del país). Y va a tener consecuencias, porque nos metimos en su política interna”, señaló el Sol de México.

Para ese mismo medio, José Luis Valdés Ugalde, del Centro de Investigaciones sobre América del Norte (CISAN) de la misma universidad, afirmó: “Ya lo dijo The Economist, si Trump sube en las encuestas, le cierra el paso a Hillary y logra ser presidente, el mandatario mexicano va a ser considerado por la comunidad internacional como el responsable directo de haber hecho esto; por eso Clinton no viene, por no permitirle a México ser el fiel de la balanza”.

Sin embargo, no todos comparten esa misma opinión. En entrevista con El Universal, José Antonio Meade, secretario de Desarrollo Social en el gabinete de Peña Nieto, afirmó que la visita de Trump fue positiva y que le sirvió al país; respecto a la candidata demócrata señaló: “es un diálogo que no está fracturado, es un diálogo que está vigente, dicho por la propia candidata Clinton, y acreditado en todas sus funciones y por el gobierno”.