A juicio hermano del expresidente colombiano Álvaro Uribe por presuntos vínculos paramilitares
Share this on

A juicio hermano del expresidente colombiano Álvaro Uribe por presuntos vínculos paramilitares

Santiago Uribe Vélez, hermano de Álvaro Uribe Vélez, presidente de Colombia entre 2002 y 2010 y actualmente senador, fue llamado a juicio por la Fiscalía para que responda por sus presuntos vínculos con el grupo paramilitar ‘Los 12 Apóstoles’.

El Espectador informó esta semana que Uribe Vélez, que fue detenido en marzo de este año y llevado a una guarnición militar en Ríonegro, Antioquia, “es acusado por los delitos de concierto para delinquir agravado y homicidio agravado, en el marco de la conformación y financiación de dicho grupo armado ilegal”.

El mismo medio de comunicación añadió que “para la Fiscalía, (Uribe) fue uno de los creadores de la estructura de ‘Los 12 Apóstoles’, ideada supuestamente para combatir las estructuras subversivas que operaban en Antioquia (y) uno de los hechos puntuales por los que es investigado es por el asesinato de Camilo Barrientos, un conductor de bus que murió el 25 de febrero de 1994 en Yarumal, Antioquia”.

El escrito de acusación que contiene 280 páginas cita en uno de sus párrafos que dicha organización paramilitar se “estructuró con el propósito de ejecutar una política de exterminio en contra de quienes eran considerados como indeseables sociales, pero también eliminar militantes y auxiliadores de los grupos subversivos que operaban en la región”, replicó Noticias Caracol.

Sin embargo, el pasado lunes el abogado defensor, Jaime Granados, anunció que apelará la decisión de la Fiscalía, –replicó El Colombiano-. “Este es un caso muy singular, porque tenemos un testigo sin rostro que se ha retractado varias veces; al mayor Meneses, que ha sido considerado como falso testigo, y por último a un loco, una persona con problemas mentales, que ha sido descartado en otros procesos judiciales por esa anomalía”, afirmó Granados.

Esta última persona, a quien hace referencia el abogado, se trata de uno de los testigos más importantes de la Fiscalía: el campesino Eunicio Pineda, quien durante los años 90 trabajó en una finca que colindaba con La Hacienda La Carolina, propiedad de los hermanos Uribe Vélez.

En ese lugar, Pineda vio a Santiago Uribe en múltiples oportunidades “entregando armas y radios de comunicación a los hombres que asistían a las reuniones que se realizaban en dichos predios. Lo vio también en reuniones en la marranera de la finca de Álvaro Vásquez, “en las que hablaban de matar a auxiliadores de la guerrilla””, informó Revista Semana.

Pineda hoy se encuentra refugiado en España luego de haber sido víctima de torturas y amenazas. Sin embargo, a ese país viajaron algunos funcionarios de Medicina Legal con el fin de examinarlo y comprobar su estado mental. Los resultados del informe, de acuerdo a lo replicado por esa Revista, arrojan que “no se identifican fallas en la memoria procedimental ni semántica”, que “el pensamiento es de orden lógico y de curso normal” y que, por tanto, (Pineda) “se encuentra en capacidad de testificar en el proceso”.

Aunque el campesino no es el único testigo, tanto la Procuraduría como la defensa insisten en la falta de pruebas para vincular a Santiago Uribe con ‘Los 12 Apóstoles’. Por eso, según señaló El Tiempo, el abogado Jaime Granados “pidió a la Fiscalía precluir la investigación y ordenar la libertad de Uribe”; resta esperar la decisión de la vicefiscal.