Gobierno y oposición inician diálogos para aliviar la crisis política en Venezuela
Share this on

Gobierno y oposición inician diálogos para aliviar la crisis política en Venezuela

Tras una agitada semana en Venezuela, el gobierno de Nicolás Maduro y algunos sectores de la oposición han decidido sentarse a conversar con el fin de aliviar la crisis política y económica por la que atraviesa el país, luego de que el Vaticano hiciera el llamado al diálogo pacífico.

Según informó El Universal, “la primera reunión de diálogo formal entre el gobierno venezolano y la oposición concluyó este lunes 31 de octubre con la decisión de crear de inmediato cuatro mesas de trabajo en las que se considerará el respeto a la soberanía, la reparación a las víctimas, el cronograma electoral y la situación económica del país”; estas contarán con la mediación de integrantes de Unasur y de la Iglesia.

Al respecto, Jorge Rodríguez, alcalde de Caracas, se mostró complacido con el inicio de estos diálogos pues según él, nace “una posibilidad cierta de que sea la paz la que se imponga para siempre sobre la violencia y sobre los violentos”, replicó Globovisión.

La primera reunión se llevó a cabo en el Museo Alejandro Otero y representando a la oposición estuvieron el secretario general de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, junto con Henry Falcón, Timoteo Zambrano y Carlos Ocariz; por el lado del Gobierno fueron la canciller Delcy Rodríguez, Elías Jaua, Roy Chaderton y Jorge Rodríguez, alcalde de Caracas.

Durante la instalación de la mesa, Nicolás Maduro manifestó su confianza en este nuevo camino, tal como replicó Telesur: “Hay que ser optimista -dijo- cuando se trata de la paz, es hora de asumir un compromiso profundo para avanzar de manera progresiva y sostenida; a la MUD le tiendo la mano y la palabra para comenzar”.

Pero pese a sus declaraciones, la oposición no confía en él. Desde su cuenta de Twitter, Henrique Capriles, gobernador del estado de Miranda, anunció que no cree en las palabras de Maduro pero sí en las buenas intenciones de la Iglesia Católica.

Por su parte, Carlos Vecchio, coordinador político del Partido Popular, expresó a través de esa red social la necesidad de continuar presionando en las calles para lograr un verdadero cambio. “No le importa engañar al Papa si con ello puede mantenerse en el poder. La Iglesia lo sabe. Confiamos en ellos como católicos”, afirmó.

El Partido Popular fue el único de la oposición que no asistió a la instalación de la mesa de diálogos pues “considera que el Gobierno no ha mejorado las condiciones actuales de represión, hostigamiento y persecución contra la oposición y contra todo el pueblo”, informó la Mesa de la Unidad Democrática a través de un comunicado.

Resta esperar cómo se desarrollan estos diálogos luego de acontecimientos tan intensos como los que vivió Venezuela la semana pasada: una masiva marcha contra el régimen de Maduro que exigía su revocatoria y que concluyó con un paro nacional; y en contrapeso, la decisión del Presidente de aumentar el salario mínimo en un 40%; es decir que tanto trabajadores y pensionados ya no ganarán 22.576 bolívares sino 27.091.