Ministra boliviana de Medio Ambiente renunció a solo horas de rendir cuentas por crisis del agua
Share this on

Ministra boliviana de Medio Ambiente renunció a solo horas de rendir cuentas por crisis del agua

Debido a la crisis del agua que enfrenta Bolivia desde el año pasado, la ministra de Medio Ambiente y Agua, Alexandra Moreira López, decidió renunciar a su cargo. La falta de abastecimiento, el bajo caudal y la ausencia de una política  adecuada para paliar esta situación provocaron disturbios, manifestaciones y fuertes críticas hacía su gestión.

En los últimos meses del 2016 más de 400 mil personas pertenecientes a 100 barrios de La Paz se vieron afectadas durante tres días por el corte de agua. En aquel entonces el presidente de Bolivia, Evo Morales, optó por destituir al titular de la Empresa Pública Social de Agua y Saneamiento (EPSAS), Rudy Rojas. Asimismo, el director ejecutivo de la Autoridad de Fiscalización y Control Social de Agua Potable y Saneamiento (AAPS) fue removido de su cargo.

La renuncia de la ministra Moreira, que ya fue aceptada por el ejecutivo, se dio una hora antes de la interpelación a la que debía asistir para rendir cuentas acerca de la situación actual del país en lo referente a su gestión frente a la crisis del agua.

La funcionaria Moreira entregó su renuncia en medio de la última reunión que sostenía el mandatario Morales con los miembros de su gabinete. El diario Opinión informó que el diputado Wilson Santamaría rechazó la postura de Moreira calificándola como “una decisión política para evitar la censura a su soberbia e ineficiencia”. Esa misma que, según él, “ha provocado el desabastecimiento de agua potable en La Paz”.

El grupo de ministros será reemplazado en los próximos días para dar inicio a un nuevo año de Gobierno. En medio de esa coyuntura, el titular de la cartera de Planificación, René Orellana anunció que se realizará una inversión de 140 millones de dólares para adelantar un megaproyecto que permita mejorar la crisis de agua que vive Bolivia. La medida consiste en la construcción de represas y embalses en diferentes zonas del país.

El presidente Morales recién inauguró el acueducto Palcoma Hampaturi en la ciudad de La Paz, el cual suministrará hasta 3.000 mil litros de agua por segundo. La Razón afirmó que desde el pasado sábado 21, la empresa EPSAS “incrementará de siete a 12 horas la distribución de agua por cañería, cada día”.

Los directivos de la EPSAS y la AAPS aseguran que Moreira tenía conocimiento de la inminente escasez de agua que se avecinaba en Bolivia y no tomó las precauciones necesarias para sortearla.

El pasado noviembre, la primera de las organizaciones decidió reducir el suministro de agua en 94 barrios cercanos a la sede de Gobierno.

Desde su cuenta oficial de Twitter el mandatario celebró la nueva construcción que le costó 6, 3 millones de dólares aproximadamente:

Durante la inauguración del acueducto, Morales anunció la creación del ministerio de Energía, orientado a posicionar a Bolivia como uno de las naciones de Sudamérica más importante dentro del sector energético.