Una plaga de langostas se tomó Bolivia y arrasó con cientos de cultivos
Share this on

Una plaga de langostas se tomó Bolivia y arrasó con cientos de cultivos

La aparición de una plaga de langostas obligó al presidente de Bolivia, Evo Morales, a decretar el estado de emergencia fitosanitaria en el país.

Por ejemplo, en el municipio de Cabezas, en la provincia de Santa Cruz de la Sierra, hay al menos 300 hectáreas infestadas. Un grupo de expertos argentinos, pertenecientes a la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), viajó allí para ayudar a combatir la plaga.

La gran cantidad de langostas tiene en riesgo decenas de cultivos. El Servicio Nacional de Sanidad Agropecuaria e Inocuidad Alimentaria (Senasag) desplegó un operativo para fumigar los campos afectados antes de que los insectos se continúen propagando. La situación es tal que ya se han reportado algunos brotes en Paraguay el norte de Argentina.

El Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas de Paraguay (Senave) hizo un llamado hizo un llamado a los habitantes de ese país para que estén atentos ante cualquier foco que pueda generarse en los campos o pasturas. La idea de la Institución es detectar de manera temprana la presencia de langostas antes de que causen estragos en las tierras.

El ministro de Desarrollo Rural boliviano, César Cocarico, declaró en diálogo con La Razón que desde el gobierno son conscientes de que es muy difícil exterminar la plaga. “Va a sobrevivir a cualquier tipo de intervenciones que hagamos, por eso es importante que la gente esté consciente de que vamos a aprender a vivir con la langosta”.

Las autoridades reconocen que el fenómeno puede llegar a tomar una dimensión crítica y es por ese motivo que desde la presidencia se está gestionando la creación de un grupo especial. Además, se destinarán recursos para enfrentar la emergencia en caso de que así se requiera. Inicialmente, el mandatario Morales invirtió 5 millones 329 mil millones de pesos bolivianos (cerca de 765 mil dólares).

Se estima que más de 1000 hectáreas de cultivos de maíz, fríjol, soya, arroz y otros han sido afectados por la plaga que poco a poco se ha ido desplazando hacia otras regiones de Bolivia. La siembra y la cosecha no son la única preocupación, también lo son la contaminación del agua, la escasez de los pastizales para el ganado y las comarcas de las abejas. Algunos especialistas han asegurado que los insectos permanecerán en el suelo de esa nación durante muchos años.

¿Por qué se generó la plaga en Bolivia?

El diario Informate Salta aseguró que la versión del ministro Cocarico responde a que la aparición del fenómeno podría ser un efecto de la fuerte plaga de langostas que sufrió Argentina durante el 2016, aunque la Radio 102.9 informó que según el presidente Morales los primeros indicios se registraron en Bolivia. A su vez agregó que ese país “reconoce que no puede contenerlos y podrían dirigirse a Argentina”.

Por encima de una u otra explicación, un grupo de expertos de Argentina aceptó el pedido de ayuda técnica que realizó Morales. De la medida que implementen dependerá no solo la erradicación en Bolivia sino también la propagación masiva en Paraguay, que ya registró los primeros casos, y por supuesto en Argentina. Vale aclarar que este último país ya cuenta con un amplia experiencia en el control de este tipo de plagas ya que desde hace un siglo aproximadamente, los combate.