Accidente en carretera que comunica Argentina con Chile dejó 19 muertos
Share this on

Accidente en carretera que comunica Argentina con Chile dejó 19 muertos

Un colectivo sufrió un grave accidente en la provincia de Mendoza, Argentina, el cual dejó como resultado 19 muertos y al menos 22 heridos. Un autobús perteneciente a la empresa Tur Bus de Chile, que transportaba a 40 personas, volcó en las cercanías del parque provincial Aconcagua, en la zona conocida como Horcones.

Los dos conductores que iban en el vehículo sobrevivieron, pero es Francisco Javier Sanhueza, que iba al mando del colectivo, quien se encuentra imputado por el delito de homicidio simple con dolo eventual más lesiones gravísimas.

De hallarlo culpable, la Fiscalía de Mendoza podría condenarlo a entre 8 y 25 años de prisión. El detenido accedió a realizar una entrevista con el canal 24 Noticias desde la comisaría 11 de Luján, en la que se encuentra preso.

“Pido disculpas y ruego a Dios que esas personas que les causé todo el daño posible encuentren la calma. No fue intencional, fue un accidente”

La principal hipótesis que maneja la justicia de Argentina es que el chófer alcanzó los 100 kilómetros por hora, motivado por llegar lo antes posible al control fronterizo para así evitar las largas filas que suelen hacerse en el lugar.

Tras la insistencia de algunos pasajeros y el propio conductor auxiliar, Sanhueza habría manifestado que lo hacía para llegar a tiempo a la Aduana de Chile. En el expediente quedó consignado que minutos antes de la tragedia, el vehículo había experimentado varios derrapes.

Al ser preguntado por ese medio, sobre las declaraciones de algunos testigos que lo culpan de ir manejando a alta velocidad, el conductor afirmó que a sus oídos nunca llegaron esos reclamos, aunque sí reconoció que no se trata de hallar culpables porque en definitiva era él quien se encontraba al frente del rodado.

También se lamentó porque desde el día del accidente no ha tenido contacto ni con su familia ni con la empresa Tur Bus, para la que trabajaba.

En diálogo con el diario Minuto Uno, una de las sobrevivientes de la tragedia, Mónica Cantillana, de 47 años, relató que la formación transitó a gran velocidad desde que partió de la terminal de Mendoza. “De vez en cuando nos sacudíamos en los asientos y yo me agarraba del brazo del asiento porque iba tan rápido que algunos bolsos se caían al piso”, aseveró.

Retenido dentro de un calabozo, solamente ha sostenido diálogo con el fiscal Gustavo Pirello, quien lleva la causa, y con la abogada que le designó el Estado de Argentina, que en principio le recomendó no declarar ante las autoridades. Algunos de los heridos sufrieron amputaciones, otros se encuentran en grave estado, una joven quedó cuadrapléjica y tres menores quedaron huérfanos.

La justicia de Argentina investiga quien autorizó la entrevista realizada por el canal chileno 24 Noticias. En cuanto al imputado, permanece bajo constante vigilancia ante el rumor de que pretende quitarse la vida.

El diario Clarín publicó un vídeo en el que un conductor que transita cerca a la ciudad de Mendoza, denunció como otro colectivo de la misma empresa transportadora maneja por la ruta Acceso Sur a 120 kilómetros por hora.