Mafia brasileña estaría detrás del espectacular asalto en Paraguay
Share this on

Mafia brasileña estaría detrás del espectacular asalto en Paraguay

La policía federal brasileña arrestó el martes a ocho personas sospechosas de participar en el espectacular robo de millones de dólares matando a un agente de policía y volando por los aires un edificio casi entero en Ciudad del Este, Paraguay.

Tres sospechosos fueron asesinados en lo que resultó un tiroteo de película el lunes, debido al uso de armamento pesado por parte de los delincuentes. La empresa de seguridad Prosegur, víctima del robo, dijo en un comunicado del martes que sus pérdidas no superaron los 8 millones de dólares; cantidad mucho menor que los 40 millones de dólares que algunos medios informaron inicialmente.

Todo apunta a que los autores del golpe fueron miembros de la banda brasileña Primer Comando Capital (PCC), con sede en Sao Paulo, según un documento de la policía paraguaya al que tuvo acceso la agencia Reuters.

La policía federal brasileña dijo en un comunicado que había secuestrado seis rifles, dos barcos y siete vehículos en Foz de Iguaçú, una ciudad ubicada del lado brasileño de la frontera, contigua a Ciudad del Este y solo separada por el río Paraná. Allí fue donde se realizaron los arrestos.

“Fue un asalto en una operación bien planificada”, dijo el lunes el ministro paraguayo de Seguridad, Lorenzo Lezcano. “Tenían poderosas armas y explosivos”, agregó el funcionario señalando al mismo tiempo que en el hecho participaron unas cuarenta o cincuenta personas.

El presidente paraguayo, Horacio Cartes, ordenó a los militares que llevaran el orden a Ciudad del Este, conocido desde hace tiempo como un nodo para el contrabando de productos falsificados, drogas y armas. Un jefe de policía regional también fue despedido.

Las imágenes de video del asalto mostraron más de una docena de coches en llamas alrededor del edificio Prosegur, los cuales impidieron que la policía no pudiera acceder a la escena durante varias horas.

Cartes ha estado tratando de mejorar la reputación de Paraguay, mancillada por la ilegalidad en los últimos años. La inversión brasileña en esa nación sin litoral ha ayudado a impulsar una de las tasas de crecimiento económico más importantes de América Latina.

Sin embargo, las protestas violentas en Asunción el mes pasado, a raíz de los intentos de Cartes de cambiar la constitución del país para poder postularse a un segundo mandato, causaron sorpresa entre los grupos empresariales, aunque el mandatario ahora dice que no buscará reelegirse.

La inseguridad en la llamada región tri-fronteriza que ambos países comparten con Argentina es una preocupación de los vecinos más grandes de Paraguay, que están tratando de frenar el tráfico de drogas de pandillas como el PCC.

Con información de REUTERS.