Henrique Capriles fue suspendido e inhabilitado de cargos políticos por 15 años
Share this on

Henrique Capriles fue suspendido e inhabilitado de cargos políticos por 15 años

El líder opositor venezolano Henrique Capriles fue suspendido del cargo e inhabilitado por 15 años, en una medida que, lejos de borrarlo del mapa político, podría impulsar las protestas contra el gobierno de Nicolás Maduro e impactar en las elecciones presidenciales de 2018.

Aún así El castigo es un duro golpe para la oposición, luego de las intensas protestas de esta semana y las acusaciones de que Maduro llevó al país a la dictadura y prohibió la disidencia.

Capriles, dos veces candidato presidencial y actual gobernador del estado de Miranda, fue visto como la mejor esperanza opositora para derrotar al presidente Maduro. Sin embargo, la Auditoría General de la República lo apartó argumentando “irregularidades administrativas” como la presunta violación de las leyes de contratación y el manejo inadecuado de las donaciones de las embajadas británica y polaca, según el dictamen.

Capriles respondió a la medida en un discurso desafiante en una pequeña arena deportiva de Caracas, describiendo el hecho como una medida desesperada de una dictadura en decadencia.

“Esta no es la lucha de una persona, ésta no es la lucha de Capriles, ésta es la lucha del pueblo venezolano”

La decisión también alimentaría la ira de la oposición en vísperas de una protesta planeada para el sábado para protestar contra el Tribunal Supremo de Justicia, que se tomó el control del congreso la semana pasada, antes de que el clamor popular lo obligara a retractarse.

En los últimos días, las autoridades han acusado a Capriles de fomentar la violencia y el derramamiento de sangre al liderar protestas cada vez más intensas contra Maduro. Un joven murió en ellas el jueves.

El castigo aplicado a Capriles impide que los políticos ocupen cargos si se considera que han cometido “irregularidades” en la administración de los recursos estatales.

La notificación de la Contraloría a Capriles dijo que tenía 15 días hábiles para apelar la decisión en esa oficina, o 180 días para pedir su anulación en la Corte Suprema. Ambas instancias están controladas por el oficialismo, y resulta poco probable que cambien la decisión.

Ni la Embajada británica, por medio del Ministerio de Relaciones Exteriores, ni la embajada de Polonia, respondieron ante la solicitud de comentarios inmediatamente.

El gobierno dice que las investigaciones de la Contraloría son parte de sus esfuerzos anticorrupción. Los líderes de la oposición dicen que es un mecanismo arbitrario que permite al gobernante Partido Socialista marginar a los políticos populares sin el debido proceso.

La decisión de neutralizar políticamente a Capriles probablemente provoque tensiones en un país donde más de 100 presos políticos permanecen detenidos, de acuerdo con la oposición y algunos grupos de derechos humanos.

La suspensión de Capriles significaría que los dos principales políticos de la oposición están vetados para retar a Maduro. Leopoldo López, el opositor más conocido de Venezuela, fue expulsado de su cargo en 2008 cuando era alcalde popular de un distrito de Caracas.

Se esperaba que López desafiara a Chávez en las elecciones presidenciales de 2012, pero se vio obligado a entregar el testigo a Capriles, que perdió esas elecciones y unas segundas con Maduro, tras la muerte de Chávez. López fue encarcelado más tarde en medio de las violentas protestas de 2014.

Una muerte confirmada y múltiples arrestos

Las autoridades venezolanas confirmaron que un hombre de 19 años murió el jueves durante las manifestaciones; la primera muerte desde que la controversia explotó la semana pasada.

El fiscal dijo el viernes que acusaría al policía Rohenluis Mata de la muerte de Jairo Ortiz, quien, según el ministro del Interior, no era un manifestante.

Los líderes de la oposición dicen que Ortiz fue baleado cuando las autoridades intentaron romper la protesta en la zona de bajos ingresos de Carrizal, en las afueras de Caracas.

Los medios locales informaron que Ortiz era un estudiante universitario que planeaba emigrar de Venezuela, como hacen muchos en la clase media.

Con información de REUTERS.